Drama·Pensamientos

Lamentable

Una vez más, escogemos el dolor…

Mirarme en el espejo es cada día más insoportable.

Coloreo mis labios de rojo.

Soy mala. Te hiero constantemente y tú no te das cuenta. Golpeo el cristal.

Mis labios son un veneno que expulsa las más frías palabras. Tan frías que te distancian poco a poco. Aun así permaneces ahí, justo donde yo quiero que estés.

Ya ha pasado tiempo y todavía continuamos de la misma forma.

Sobre unos estilizados tacones camino hacia la salida.

Mi manicura bien cuidada esconde unas garras que solo sirven para dejar cicatrices. Cicatrices como las que ya tienes en el pecho.

Tomo un taxi en la avenida y le pido que me lleve al puerto.

20171027_172529

No tardé en arrancarte un te quiero, en apoderarme de un corazón.

Me llevó el mismo tiempo que clavarle un puñal.

Pienso que no debes quererme, nunca debiste hacerlo. No hice más que jugar contigo y utilizarte.

Aun así estoy enamorada de ti. Me encantas tanto que me duele y no logro entender el por qué.

Sé que tú no quieres lo que yo te doy pero siempre das media vuelta y te quedas a mi lado. Incluso cuando estoy volviendo por enésima vez a recomponer tus piezas para abrazarlas fuertemente y quebrarlas una vez más.

Bajo del taxi y te veo a lo lejos.

Crees que me quieres pero tu mirada refleja un corazón roto que no es capaz de sanar.

Quiero quererte pero sé que mis garras siguen hundiéndose en tu pecho. No importa cuánto haga para mejorar, no importa cuánto quieras camuflarlo, tu interior está roto y yo soy la culpable.

Te acercas en silencio.

¿Cuántos besos son necesarios para que te acabes muriendo de dolor?

Tantos como los que yo te doy y que te enamoran. Tantos que a mí no me llenan y que te acabarán destrozando.

No me mires de esa manera. Después de todo, ¿Por qué sigues aquí?

20171027_171514

Tan cerca y tan distanciados, nos sentamos frente al mar sin decir nada.

¿Cómo puedo ser tan mezquina y egoísta?

Te hago daño y te pierdo, después me miento a mí misma creyendo que te necesito y te engaño a ti para que vuelvas de nuevo conmigo.

Te observo pero tú no giras la vista.

Así soy yo; lamentable. Alguien egoísta que juega con un corazón suave y sensible que sólo quiere que lo arropen.

Y volvemos a estar juntos una vez más. Pero ¿por cuánto?

Cuándo volveré a cambiar las tornas y volverás a ser el culpable del dolor. Cuándo dejaré de ver las cosas claras y te odiaré por quererte. Cuándo volverás a verme con odio por la impotencia de quererme y no ser capaz de olvidarme.

20171027_171904

¿Qué es lo que nos arrastra a cruzarnos en el mismo camino una y otra vez? Tan sólo las heridas permanecen.

Nuestro tiempo se ha agotado ya.

Sin embargo…

Por qué, a pesar del dolor: ¿yo sigo enamorada de ti, y tú sigues enamorado de mí?

Ubicación: Estación Marítima de Vigo


Gracias por la visita
spring
Creative Commons License
“Lamentable” is licensed under a Creative Commons Attribution-NoDerivatives 4.0 International License.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s